La SCJN definió la legislación que debe aplicarse para procesar el incidente de falsedad de la firma en la demanda de amparo



El Pleno de la Suprema Corte aprobó una jurisprudencia en la que establece que en el incidente de falsedad de firma de la demanda de amparo directo para la admisión, preparación y desahogo de la prueba pericial grafoscópica, debe aplicarse lo previsto en la Ley de Amparo.

 

 

“Por lo que la prueba pericial, que es la idónea para demostrar la falsedad de la firma que calza una demanda de amparo, es una institución que actualmente se encuentra suficientemente reglamentada en la Ley de Amparo y, por lo tanto, conforme a esta ley debe regirse su ofrecimiento, preparación y desahogo sin que deba acudirse a la supletoriedad del Código Federal de Procedimientos Civiles”.
- Fernando Franco González Salas, Ministro SCJN.

La Ministra Norma Lucía Piña votó en contra del proyecto, pues consideró que en estos casos debe aplicarse de manera supletoria el Código Federal de Procedimientos Civiles.

“La prueba pericial que está establecida en la Ley de Amparo, a mi juicio, considero que es la que se debe tramitar en la audiencia constitucional en amparo indirecto y en relación con los actos reclamados en el juicio principal y como prueba de los hechos vinculados a la propia constitucionalidad de los actos, pero no tratándose de los incidentes”.

El Pleno, aprobó por mayoría de siete votos, la propuesta presentada por el Ministro Fernando Franco González Salas.

En una contradicción más, el Ministro Cossío Díaz proponía como criterio que en la demanda de amparo indirecto presentada en el Portal de Servicios en Línea del Poder Judicial de la Federación, no procede desecharla de plano cuando carece de firma electrónica certificada, sino prevenir al quejoso para que sea subsanada en términos del artículo 114 de dicha ley.

Ello con el fin de garantizar el derecho de acceso a la justicia del quejoso.

“Finalmente, ante la duda, nos parece que debe favorecerse el derecho a la jurisdicción”.

Quienes se pronunciaron en contra advirtieron que la falta de firma, refleja la falta de voluntad del quejoso por presentar la demanda, por lo que el recurso se debe desechar.

“Pero se puede presumir claramente del texto, que la falta de firma electrónica es una causa indudable y manifiesta de falta de voluntad, por lo que el Juez de Distrito puede y debe desechar la demanda de plano”.
- Eduardo Medina Mora, Ministro SCJN.

“Además, se pueden dar situaciones de hecho por lo menos ventajosas o injustas para ciertos quejosos”.
- Luis María Aguilar Morales, Ministro Presidente SCJN.

La votación de este asunto, se pospuso hasta que estén presentes el resto de los ministros al registrase un empate de cuatro votos.

 

Con información de José Luis Guerra García