Reflexionan sobre la situación en Cataluña en el Encuentro Internacional de Juristas, en la FIL de Guadalajara



El académico Javier Ruipérez señaló que fueron imprecisiones en la Constitución española y el auge del nacionalismo, lo que provocaron los deseos de independencia, y la división política y social en la región de Cataluña.

 

 

“Que el nacionalismo romántico, irracional, espiritual, mítico, místico, eticista y belicista no crece sólo cuando tiene un enemigo, sino que crece también cuando le dejas el camino libre”.

Como parte del Encuentro Internacional de Juristas, en el marco de la Feria Internacional del Libro, en Guadalajara, Jalisco, el catedrático indicó que la Constitución señala la autonomía de las regiones que pertenecen al país, mas esto ha sido malinterpretado por quienes promueven la separación de Cataluña.

“El federalismo no es una ideología, el federalismo es una mera técnica jurídico política de distribución territorial y funcional del poder político. En principio, compatible con cualquier ideología y compatible con cualquier sistema constitucional”.

Dijo que, para que esta situación llegue a buen término, se requiere tener una norma de carácter constitucional que estipule el principio de lealtad federal y de mutuo respeto.

“El único fundamento del autogobierno es la voluntad soberana del poder constituyente del pueblo del Estado. Lo que dicen los nacionalistas es falso. Y es falso porque es verdad que Cataluña sí formó una cierta unidad jurídica”.

Por su parte, Cataluña ha señalado que produce más al Estado español de lo que recibe de él; si bien la región ha recobrado la calma, las elecciones de diciembre serán decisivas para que el independentismo tome una nueva estrategia.

 

Con información de Jesús Daza
@jesusdaza1138