La Suprema Corte avanzó en el estudio de una contradicción sobre la aplicación retroactiva de la jurisprudencia



El Pleno de la Suprema Corte de Justicia se centrará en definir si reconocida la personalidad a un autorizado legal para interponer una demanda de amparo en nombre de otra persona, es posible aplicar una jurisprudencia posterior que dispone que la autorización no basta para interponer la demanda.

 

 

Lo hará así al continuar con el estudio de una contradicción de tesis, que tiene como contenido central la interpretación del artículo 217 de la Ley de Amparo sobre la prohibición de efectos retroactivos de la jurisprudencia en perjuicio de persona alguna.

“Un análisis de cada caso concreto para poder establecer en cuales sí y en cuáles no se puede determinar que existe una aplicación retroactiva en perjuicio de alguna de las partes, porque ése es otro aspecto importante que toca el proyecto, hablando de un juicio ordinario en donde hay partes, pues lo que a una le beneficia a otra le perjudica y en consecuencia debemos ser también muy cuidadosos en este aspecto”.
- Jorge Mario Pardo Rebolledo, Ministro SCJN.

“Es extraordinariamente difícil y quizás, incluso, no sería lo más conveniente, tratar de generar una solución absoluta o definitiva al problema de retroactividad de la jurisprudencia”.
- Arturo Zaldívar, Ministro SCJN.

El debate continuó a propósito de la necesidad de existencia de una jurisprudencia previa para los efectos de la retroactividad.

“Si la determinación, en este caso procesal, porque estamos hablando del artículo 1069 del Código de Comercio y su efecto para la legitimación en el amparo, se tomó con base en una jurisprudencia, y esta nueva jurisprudencia lo quiere modificar, eso sería una aplicación retroactiva, pero también si esa determinación que se tomó, por alguna razón hubiere quedado firme, tampoco puede modificarse aunque no hubiere existido una jurisprudencia previa”.
- Luis María Aguilar Morales, Ministro Presidente SCJN.

“Aquí no había ningún criterio previo obligatorio, no había ninguna, digamos, causa por la cual el juzgador no pudiera eventualmente, reconocerle a un autorizado que podría representar para abrir el espacio de acceso a la justicia”.
- Fernando Franco González Salas, Ministro SCJN.

“Hay una representación reconocida en un ordinario mercantil que, finalmente, en el amparo directo los jueces le reconocieron en algunos casos como válido el que el mismo autorizado pudiera promover el juicio de amparo directo. Posteriormente, hay una jurisprudencia de la Primera Sala que dice que esto no es jurídicamente posible…la representación es impugnable por las partes, inclusive, es revisable de oficio”.
- Javier Laynez Potisek, Ministro SCJN.

En la próxima sesión pública el Ministro ponente, Eduardo Medina Mora, realizará ajustes al proyecto para exponerlas al Pleno y se defina el criterio que resultará de la resolución de esta contradicción de tesis.

 

Con información de Mario López Peña
@elogiodeljabon